La Asociación Española de Enfermería de Salud Mental (AEESME) ha elaborado el documento "la nueva normalidad sociosanitaria, OFERTA DE LA ENFERMERA ESPECIALISTA EN SALUD MENTAL". Es un trabajo singular que propone en la situación de desescalada del Coronavirus que aborda tanto en la esfera psicológica, social y física.

Es muy interesante para el trabajo de las enfermeras en estos tiempos.

SM Fisica

El impacto de la crisis del COVID-19 sobre los mayores es muy evidente. “Ahora, en la desescalada y de cara a la ‘nueva normalidad’, debemos prestar especial atención a esta población y poner todas las medidas posibles en residencias y centros sociosanitarios para evitar entre todos que el COVID-19 se cebe de nuevo con la población más vulnerable”, explica Florentino Pérez Raya, presidente del Consejo General de Enfermería (CGE).

La Plataforma de Organizaciones de Pacientes (POP) y el Consejo General de Enfermería (CGE) han celebrado esta mañana un encuentro virtual para intercambiar experiencias y analizar la situación que están viviendo pacientes y enfermeras como consecuencia de la pandemia por COVID-19.

Casi 10 millones de estudiantes vieron paralizadas el pasado mes de marzo sus clases por la crisis del coronavirus. Con un objetivo común, frenar la pandemia, las autonomías y el Gobierno ordenaron la suspensión de la actividad educativa sin una fecha clara de regreso. Ahora, con el avance de la desescalada diseñada por el Ejecutivo, también se ha anunciado que el curso comenzará, si todo sale según lo previsto, el próximo mes de septiembre.

Mañana muchas regiones de nuestro país estrenan nueva fase de desescalada. Esto significa que gran parte de la población española podrá hacer actividades que no han estado permitidas durante casi tres meses.

Los compañeros del Centro de Salud Zaidín Sur de Granada han confeccionado unos tutoriales sobre la secuencia de puesta y retirada de EPI en domicilio y Centro de Salud de Atención Primaria.

Con la vuelta, poco a poco, a una normalidad con mayor grado de movilidad e interacción entre las personas, surgen nuevas recomendaciones y normas para la población. Un cambio importante –en una sociedad occidental poco familiarizada con su uso- afecta a las mascarillas.

A través de los medios de comunicación, hemos tenido conocimiento del listado de expertos que van a comparecer ante la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados. En este listado no hay ni un solo representante de la profesión sanitaria más numerosa y cercana al paciente: las enfermeras.

La falta de medidas de protección -mascarillas, EPIs o guantes- ha sido un grave problema durante la emergencia sanitaria que atraviesa nuestro país, que se ha traducido en contagios masivos entre los profesionales sanitarios, estimado en una cifra varias veces superior de la que confirma el Ministerio de Sanidad.

Las enfermeras y enfermeros son profesionales competentes y capacitados para llevar a cabo todo el proceso necesario para la realización de la prueba de detección de SAR-CoV-2 (COVID-19) a los pacientes: desde el triaje previo de los pacientes a la indicación de la prueba y su posterior realización.

Siete semanas han pasado desde que el Gobierno decretase el estado de alarma que nos mantiene a todos los españoles confinados en los domicilios para luchar contra la pandemia de COVID-19 que azota no sólo a nuestro país, sino al mundo entero. 49 días en los que los gimnasios, los parques y las zonas habilitadas para hacer deporte han permanecido cerradas para evitar la propagación del coronavirus y poder así lograr una recuperación más rápida.

6 de mayo de 2020.- El Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), a través de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica (RENAVE), ha publicado el " Informe sobre la situación de COVID-19 en personal sanitario en España", en el que se analizan los 30.660 casos de COVID-19 notificados a la RENAVE hasta el pasado 4 de mayo. En este estudio se evalúan características demográficas, clínicas y epidemiológicas, así como las particularidades de los casos según nivel de gravedad (hospitalizados y no hospitalizados, UCIs y defunciones).

Con 43.956, España es el país del mundo con mayor número de profesionales infectados por COVID-19. Una cifra que representa el 20% del total de infecciones de la población española y que se sigue disparando cada día mientras el resto de los parámetros mejoran.

Las mujeres, por el hecho de estar embarazadas, no tienen más riesgo que el resto de la población de contraer el coronavirus, pero por los cambios fisiológicos e inmunológicos que experimentan se las considera población de riesgo. Por ello deben extremar las medidas las medidas higiénicas (uso de mascarillas, lavado de manos...) y de aislamiento.

La falta de material de protección para los sanitarios, la ausencia de personal suficiente y las agresiones son los problemas comunes a los que se tienen que enfrentar las enfermeras españolas y latinoamericanas.

Desde el domingo, 26 de abril, los niños y niñas pueden salir a la calle y la Organización Colegial de Enfermería quiere ayudar a los padres, madres y tutores a poder disfrutar de estos momentos con los menores con todas las garantías de seguridad.

Anuncios

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Volver